¿Cómo responder al cambio del ambiente? ¿Tratando de mantener su estado interno constante o, en su lugar, ajustar su estado interno de acuerdo con el cambio externo o demanda? Estas y otras preguntas son las que muchas empresas se hacen continuamente.  ¿Es tu caso?

En nuestro último #desayunoTalenmo os presentamos las METODOLOGÍAS AGILE de la mano de Valvanera Castro (experta en el área de gestión de proyectos e innovación empresarial), Juan Pedro Sánchez  y de Yanina Wax en representación de Aedipe.

Son muchos los cambios a los que las empresas deben de enfrentarse: 1) la globalización, que hace que se cree una mayor competitividad y que sea más difícil fidelizar a los clientes, 2) los cambios políticos y económicos, que también afectan directamente a las empresas, 3) la implantación de las ultimas tecnologías en las empresas que condiciona el funcionamiento de las organizaciones, especialmente en lo que respecta a recursos humanos, y 4) el poder cada vez más creciente del cliente, quien en la actualidad tienen un peso específico en la organización.

Ante este nuevo ecosistema las empresas buscan la mejor adaptación; es decir, se busca una estabilidad. En este momento entran en juego las metodologías agile; métodos que promueven la gestión de proyectos facilitando el trabajo en equipo, la auto-organización y favorecen el rendimiento del tiempo de desarrollo.

 

‘No se trata de hacer más trabajo en menos tiempo. Se trata de generar más valor con menos trabajo”

Juan Pedro Sánchez.

 

El primer paso es entender cual es la situación actual de la compañía, cuales son los retos que la organización debería alcanzar y cual es la visión de innovación, es decir, a donde se quiere llegar.  ‘Debemos realizar un análisis del ecosistema en el que interactuamos para implantar de la forma más eficaz estas metodologías’ afirma Valvanera Castro.

 

Con el objetivo de la adaptación, lo que se busca es incrementar el número de ideas ya que de esta manera podemos ampliar nuestras perspectivas y así conseguir los objetivos a través de un CEO consciente, empático y abierto a la experiencia, un requisito que Juan Pedro Sánchez describe como primordial.

El núcleo de estas metodologías es la innovación; ‘una innovación abierta en todos los sentidos’. Cuando hablamos de innovación no nos referimos solo a lanzar nuevos productos, sino también a nuevos procesos, nuevas rotaciones de recursos humanos, nuevas gestiones…  Se trata de una actividad que compete a toda la cadena de organización. También nos referimos a la innovación a nivel de agentes externos como instituciones y a tener la capacidad de crear equipos multifuncionales para desarrollar todo esto.  Todo esto lleva a una mayor flexibilidad de las compañías.

‘Metodologías Agile no quiere decir hablar solamente de procesos. Es un cambio cultural en la manera de trabajar’

Valvanera Castro.

El cambio comienza con nuevas metodologías de pensamiento para desarrollar una innovación centrada en las personas (desing thinking), poniendo el foco en la velocidad para la construcción rápida y validación de las hipótesis (learn startup) y, por último, es importante un desarrollo ágil como filosofía para gestión del proyecto (agile). El resultado es la creación de una serie de productos y servicios que responden a las necesidades de los clientes cuyas prioridades cambian a la velocidad de la luz.

En este nuevo paradigma el área de recursos humanos tiene un rol muy importante. Principalmente debe conocer las metodologías y aplicarlas en su departamento, mediante el uso de Scrum o Kanbam o Agile Portfolio Management.  La finalidad es crear equipos de trabajos en los que se fomente el compromiso y la motivación, la cooperación y el consenso para conseguir soluciones más productivas.

‘Hay un cambio de paradigma que hacer, y vosotros tenéis que facilitarlo. Esto se consigue poco a poco, pero vosotros decidís si queréis ser protagonistas de este cambio’ afirma Yanina Wax.

Te invitamos a asistir a nuestros desayunos; en ellos se abordan esta y otras cuestiones en profundidad muy útiles para el futuro de tu empresa. ¡Te esperamos!