Cuando se piensa en la decoración de un escaparate nos puede venir a la mente las grandes marcas de ropa y los maniquíes que los conforman, vistiendo diferentes modelos que nos muestran la tendencia de cada temporada. El objetivo de estos escaparates es claro, crear un escenario llamativo y vendedor, que transmita la imagen que debe exteriorizar, a nivel físico y psicológico, y así conseguir un ambiente en el que nuestros productos tienten a los consumidores en tan solo unos segundos.

 

Para estructurar y montar los escaparates se debe tener en cuenta los tipos de mercancía que queremos vender y el estilo de la tienda que tratamos de transmitir. Sin embargo, existen una serie de técnicas comunes que se suelen seguir para decorar los escaparates. Se conocen como técnicas basadas en el trazado de la línea imaginaria, de modo que se pueda dividir el espacio para atraer la mirada de quien lo vea y hacer un recorrido de izquierda a derecha de los productos mostrados. El uso de esta técnica se basa en el supuesto de que los escaparates se leen como un libro, de izquierda a derecha.

Por otro lado, hay una serie de consejos a seguir para decorar de forma adecuada un escaparate.

 

  • Iluminación. A través de la iluminación, tanto natural como artificial, se puede resaltar y destacar aquel producto en el que queremos que los consumidores centren su atención.
  • Seducción. Para que el escaparate muestre la esencia de la tienda, su aspecto debe ser atractivo y seductor para el observador, de forma que despierte el interés de las personas y atraiga la idea de entrar en la tienda.
  • Dependiendo de nuestro establecimiento, del entorno social y la época del año, los colores deben variar. Sin embargo, se debe mantener en todo momento el objetivo del escaparate a través del orden y la estética.
  • Innovación y originalidad.
  • Se trata de buscar el equilibrio entre el espacio disponible y los productos mostrados. En tan solo unos segundos se debe captar la atención de quien vea el escaparate.

 

Así, se debe estudiar minuciosamente el mensaje que se trata de transmitir a los observadores para poder crear de forma acorde el escaparate.

Quizá también te interese