Una consultoría retail puede ser un individuo o una agencia que proporciona asesoría para determinar una estrategia de venta para tiendas u otros tipos de comercios al por menor. Generalmente el objetivo es el de incrementar las ventas por conducir a más clientes a la tienda y atraerlos a los productos que se venden ahí. Alguien dentro del negocio tiene que ocuparse de promociones, mercadeo, así como el diseño de la tienda, además de la ubicación e incluso de algunas decisiones del personal.

consultaría retail

Para todos quienes recién comienzan un nuevo negocio al por menor, la contratación de una consultoría retail representa ciertamente un gasto adicional, sin embargo los beneficios a corto y largo plazo pueden justificar este gasto. La creación adecuada de un negocio minorista puede hacer la diferencia entre el éxito o el fracaso, incluso es mucho más barato establecer una tienda correctamente a la primera vez, en lugar de tener que remodelar o modificar cosas más significativas una vez que el negocio ya está en pleno funcionamiento.

No solo eso, una consultoría retail también puede contribuir con la ubicación geográfica de la tienda, así como la colocación de los productos dentro de ella. Un consultor retail de calidad tiene que saber exactamente donde colocar los productos y los comportamientos de consumo que en muchos casos no suelen incluirse. Por ejemplo, las tiendas de alimentos con frecuencia les resulta mejor colocar la leche en la esquina trasera de la tienda conociendo que se trata de un producto que casi todo el mundo necesita, lo que significa que al colocarlo en esta ubicación, se asegura que los clientes pasen junto a otra mercancía o productos y que eventualmente también puedan comprarlos.

Junto con esto, un consultor retail puede ayudar a los problemas de dotación de personal; esto es, una consultoría retail entiende cómo y cuando las horas punto se dan y a continuación lo hace saber al personal. También entiende las habilidades necesarias para tener éxito entre el personal, sobre todo porque las habilidades necesarias para una tienda de caza pueden ser completamente diferentes que las que requiere una tienda de ropa para mujeres, pero seguramente algunos de esos conjuntos de habilidades también pueden ser las mismas.

Ahora bien, al momento de contratar una consultoría retail, hay una serie de cosas importantes a considerar, por lo que es recomendable tomarlos en cuenta. En primer lugar, es necesario pedir los resultados que se han obtenido por un consultor particular y por supuesto que cuente con una gran experiencia es fundamental igualmente. Mientras que si bien la existente de un titulo puede o no ser importante, el solicitante debe de tener una gran cantidad de conocimientos y resultados cuantificables para poder respaldar su deseo de trabajar para el negocio.

Una consultoría retail también debe ser lo suficientemente capaz como para asesorar, diseñar estrategias, analizar, así como hacer recomendaciones sobre cómo gestionar y mejorar el proceso de retail en cualquier tipo de tiendas. Sobre todo, una consultoría retail debe entender los problemas que supone la administración del retail y como la ayuda externa puede mejorar significativamente el negocio.

 

Quizá también te interese

Dejar comentario